El MSP condena las operaciones de arresto y agresiones llevadas a cabo por el Polisario contra los refugiados saharauis.

يمكنك المشاركة عبر وسائل التواصل الاجتماعي

El movimiento Saharaui por la paz se ha mostrado preocupado por la evolución de los incidentes ocurridos el 29 de mayo en los campamentos de refugiados saharauis en la región de Tinduf, como resultado de la intervención violenta de las fuerzas de la policía del Frente Polisario contra una manifestación de saharauis que exigían la liberación del activista civil Salem Ma’alainin Asweid, quien fue detenido por denunciar junto con otros activistas saharauis la corrupción dentro del liderazgo del Frente Polisario. Fueron sometidos a diversas formas de tortura y tratos humillantes que atentan contra su dignidad.

A pesar de las reiteradas llamadas del MSP, enfatizando la necesidad de cuidar los derechos y libertades de los refugiados saharauis y ampliar el espacio para expresar sus aspiraciones y esperanzas, los responsables del Polisario han continuado con su política de silenciar las voces discordantes y reprimir a aquellos que critican sus políticas. Esto sucede incluso en un contexto donde la supervisión de los derechos humanos es escasa, tanto por parte del Estado anfitrión de los campamentos de refugiados saharauis como por parte de las Naciones Unidas y las organizaciones internacionales que trabajan en el ámbito de los derechos humanos.

A raíz de los dolorosos eventos ocurridos el día 30 de mayo, incluyendo arrestos arbitrarios de familiares del activista detenido Salem Ma’alainin Asweid, así como el maltrato y abuso de mujeres frente a la residencia del Secretario General del Frente Polisario, y la intención de sus elementos de seguridad de reprimir a quienes defienden los derechos humanos y a los activistas civiles en los campamentos, el movimiento saharaui por la paz hace un llamado a las autoridades argelinas y al liderazgo del Polisario para que alivien su control sobre los campamentos, reduzcan la tensión, liberen de manera arbitraria a los defensores de los derechos humanos, incluido Salem Ma’alainin Asweid, y a sus compañeros, así como a otros prisioneros de opinión en los campamentos de refugiados saharauis. También se exige que se responsabilice a quienes han contribuido a la escalada de la situación.

En apoyo de la búsqueda de la verdad completa sobre los acontecimientos en curso, el movimiento saharaui por la paz insta a las Naciones Unidas a realizar una visita de observación para evaluar la evolución de la situación y llevar a cabo investigaciones, además de proteger a estos refugiados de los abusos del Polisario. Esto sentaría las bases para el trabajo diplomático y político, así como para buscar una solución negociada que satisfaga las necesidades de los saharauis de reunificación, seguridad, estabilidad y una vida digna en el Sáhara Occidental.

Comité de Comunicación de el MSP

يمكنك المشاركة عبر وسائل التواصل الاجتماعي

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *